//
contenido
Cine y TV

Itziar Miranda: “Amar en tiempos revueltos”

Amar en tiempos revueltos lleva siete temporadas en pantalla y continua siendo líder de audiencia con un 23% de share. Itziar Miranda permanece en la serie desde el principio, representando a uno de los personajes más queridos, Manolita. A mediados de octubre del 2009 tuve la oportunidad de abordar con ella algunas de las claves que han convertido a esta producción de Diagonal TV en una de las series emblemáticas de la historia de nuestra televisión. Una de esas entrevistas que dan conocimiento sobre algo cotidiano y que son difíciles de encontrar en los grandes medios. Itziar tiene, además, una claridad rotunda sobre lo que hace y por qué lo hace.

¿Cuáles crees que son las claves del éxito de la serie?

Estamos contando una historia que no se había contado. Yo tengo treinta años y en el instituto apenas me enseñaron sobre esa época, la Guerra Civil y sobre todo la post-guerra. Algo que fue enterrado de común acuerdo porque eran cosas de las que no se podía hablar. No se habla de lo que pasó y “Amar en tiempos revueltos” empezó a hacerlo. De hecho, a raíz de esto se han empezado a hacer películas sobre la Guerra Civil española y sobre la post-guerra.

Es un tema que la gente que lo vivió quería recordar y los que no lo vivimos conocemos por nuestro padres y nuestros abuelos, y por eso lo tratamos con tanto cariño.

Pero sí que ha sido protagonista la “recuperación de la memoria histórica”, solo que tratada en los medios sin meterse en la realidad que vivió la gente y con la que se sienten identificados.

Sí, porque además la serie no juzga. En la primera temporada se veía claramente la parte de los republicanos, los falangistas, los socialistas, los columnistas, los más franquistas… es un retrato de la sociedad de la época cogiendo el entorno que vive cada personaje, de manera que puedes incluso entender a cada uno. Luego, la realidad es una. Además de que está la cotidianidad, que es de lo que no se habla y que es lo que sí nos transmiten nuestros abuelos.

Lo que pasa en “El Asturiano”, por ejemplo, es que a través de la radio, de las noticias, te va contando la historia. Está la cotidianidad, pero es que los juicios de Núremberg se contaban en la taberna porque se creía que luego esto iba a pasar en España y Franco iba a ser juzgado.

Habéis conseguido reflejar el complejo sistema de contradicciones de la época; un sistema que a cualquiera, lo haya vivido o no, le cuesta entender en su conjunto… enfocáis con una mirada honrada y aparece cómo vivió la gente dependiendo de su colocación en el régimen y en la sociedad.

Yo recuerdo que en la primera temporada, mientras nosotros, que éramos la familia más humilde, estábamos buscándonos la vida para poder comer todos los días, otros estaban acojonados porque eran de la aristocracia y estaban venidos a menos y tenían que vender sus joyas. En cambio otros eran felices porque iban a ser nombrados ministros por Franco. Se trata de que se vean todos los perfiles. Por eso hay un abanico tan amplio de gente que lo ve.

Hay jueces, policías, pequeños empresarios, artistas, deportistas, tejedoras, un bar de un barrio…

El estraperlo…

… los chivatazos, la corrupción, las leyes, el papel de la mujer… desde la rebelión de muchas mujeres, hasta las alcahuetas.

Las alcahuetas de la Plaza de los Frutos… hasta mi personaje que es una mujer que tiene que sacar a su familia adelante, o la primera empresaria que tiene que vérselas en un mundo únicamente de hombres. O la que quiere estudiar y no puede.

¿No crees que parte del éxito está en el enfoque de tratar las contradicciones colectivas de la sociedad expresadas a través de personajes de diferente origen de clase, y cómo éstas afectan a lo más íntimo de cada uno, en vez de una madeja de introspecciones psicológicas?

Totalmente. No es una historia de amor entre dos personas, sino como los grandes dramas, como Romeo y Julieta… el conflicto no está entre los personajes, sino en la época.

¿No cumple el papel de expresar como las relaciones en una sociedad, su Estado, su sistema legislativo… afecta a cada uno de los individuos que viven en ella?

Claro que sí. De hecho si pensáramos más así aprenderíamos más, y sobre todo de lo que pasó en aquella época. Son conflictos que se repiten y de los que tenemos que aprender.

¿Por qué crees que tú personaje atraviesa las cinco temporadas?

Lo que funciona de “El Asturiano” es que bastante fresco respecto al resto de tramas. Todo son grandes dramas alrededor y “El Asturiano” es lo más cotidiano, lo que ha vivido cualquiera. En el fondo lo que viven son pequeños dramas cotidianos. La gente se siente reflejada en “El Asturiano” porque no ha vivido el drama de enamorarse de alguien de ideas contrarias a las suyas, o siendo uno rico y otro pobre… solo intentaban vivir en esa época, que es lo que hizo la mayoría de la gente, esto es lo que engancha. Y luego es que lo cuenta todo con bastante humor, es como un alivio dentro del horror y la injusticia, de tanta gente encarcelada por sus ideas… y de repente aparece “El Asturiano” que se plantean cómo sacar dinero diciendo que se les ha aparecido la Virgen. Es aire fresco dentro de tanta angustia.

Pero la serie también refleja conflictos muy agudos, y no lo hace de forma exagerada o “panfletaria”. Como la unión, la solidaridad, la colaboración, salir en defensa de alguien que es despedido por sus ideas, frente a la corrupción de los aparatos del Estado, la policía, todo el entramado mafiosos en torno al boxeo… son abismos de clase.

Sí, en torno a “El Asturiano” está el apoyo entre los vecinos y el sacar adelante a la gente que nos rodea. La Plaza de Los Frutos funciona por lo que tu dices también, son principios y valores muy de la tierra. Es lo que te decía antes, la gente se engancha porque eso es lo cotidiano de la mayoría de la gente.

También es que aunque algunos lo vemos un poco lejano, hay la gente que lo vivió que trabaja en la serie. El otro día Petra Martínez me contaba cosas de la época, o Pilar Bardem, hablándome de sus padres y de lo que ella misma más adelante tuvo que pasar. En “El Asturiano” hay tres generaciones que te cuentan el día a día, las cosas más cercanas.

El mundo de las series está en auge, incluso el mundo televisivo se adentra en el cine. ¿Por qué crees que es?

No se. Es algo que no solo pasa en España. En EEUU funcionan mucho las series, se oye hablar más de ellas que de las películas. También en el Reino Unido. El lenguaje de la televisión es más cercano y los creativos han encontrado un lugar en el que exponer sus ideas. Además el cine es mucho más caro y estas series las ve muchísima más gente. Aunque ahora con lo de la publicidad en la televisión pública no se qué va a pasar.

Tienen cabida muchos más creadores que les es más difícil entrar en el mundo del cine. Para hacer una película basta con un guionista, para hacer una serie hacen falta veinte; veinte jóvenes creativos a los que dan una oportunidad y que se ponen como locos a crear cosas. Yo creo que éste es el éxito de las series.

Pero hablando de cine, ¿no crees que frente a la losa que suponen las majors norteamericanas habría que buscar una plataforma hispana?, extender ejemplos, que no son pocos, como el de “El secreto de sus ojos” que está producida por Gerardo Herrero y dirigida por el argentino Juan José Campanella…

Pues fantástico. Sería estupendo que eso ocurriese muy a menudo. Además en Argentina hay ahora productos excelentes, como todas las series que hace “Cuatro Cabezas”, que luego las lleva al cine, y eso unido a nuestro creadores, y de tantos sitios… desde luego tendríamos mucha más fuerza.

Pero el mundo de la producción es muy complicado, a veces no se entiende dónde ponen el dinero. Conozco a tanta gente buena que les cuesta tanto arrancar porque no son conocidos. Es tan difícil que se apueste por gente joven.

Anuncios

Acerca de joanencunyat

Director de la revista cultural Foros21. Redactor Jefe de Cultura y Director de Comunicación en De Verdad Digital. Jefe de sección en la revista Chispas. Director del Comité de Relaciones de Unificación Comunista de España

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Enter your email address to follow this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a otros 2.448 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: