//
contenido
Movimientos Sociales

Ecologistas en Acción, Amigos de la Tierra y Greenpeace: “Rebelión en Copenhague”

En Diciembre del 2009 entrevisté a los representantes de tres de las cinco organizaciones ecologistas con sede en España que acudieron a la Cumbre de Copenhague. Publico aquí el contenido del artículo de análisis que acompañó a las entrevistas.

La “fracasada” Cumbre de Copenhague, ha mostrado al mundo cuáles son los cambios en la estructura política que ya se están operando en el mundo. Desde el cambio del papel de EE.UU. como “gendarme mundial”, hasta la emergencia de nuevas potencias con proyectos de desarrollo independiente y la rebelión de los países del Tercer Mundo ante las imposiciones del grupo nucleado en torno a la superpotencia norteamericana.

Siguiendo diferentes estrategias, EE.UU. y el pequeño grupo de potencias alineadas y dependientes de sus intereses, no han podido imponer su “hoja de ruta”. La propia presencia en los medios de países africanos y los miembros del ALBA – Cuba, Venezuela, Ecuador, Bolivia, Nicaragua… -, abandonando la Cumbre ante su exclusión de las negociaciones, manifiesta otra correlación de fuerzas en el mundo. Algo inimaginable hace una década. Hasta las voces de países como Maltivas y Tuvalu han tenido lugar en las aguas revueltas de Copenhague.

Tonto el último

Con esta chiquillada pueden resumirse el conjunto de propuestas presentadas sin posibilidad de negociación por EE.UU.. Los países desarrollados, EE.UU., Canadá, Japón y los países europeos, llevan 150 años de desarrollo y son responsables del 75% de las emisiones contaminantes del planeta. Sin embargo los acuerdos han sido condicionados a la aceptación de los países emergentes – China, India o Brasil – de límites a su desarrollo y la intervención y control de organismos “internacionales” en sus asuntos internos, en nombre de garantizar el cumplimiento de los acuerdos climáticos. De esta manera ha sido imposible que se cerrara ningún acuerdo vinculante. En los hechos un retroceso respecto al protocolo de Kioto de 1997, pero un avance para la soberanía de muchos pueblos y países del mundo.

A río revuelto…

El mismo día de la inauguración de la Cumbre se filtró información que ponía en tela de juicio la fiabilidad de los datos climáticos en los que se han basado hasta ahora las previsiones y el efecto de la acción humana sobre el clima. Mientras han servido para justificar la bandera del freno al “desarrollo insostenible” levantada por “ultraecologistas” como Al Gore, han sido buenos. Ahora, como carta de presentación de la Cumbre, sirven para crear confusión porque ya nada es cierto ni seguro, depende de cómo cada uno se maneje según su fuerza para arrimar el ascua a su sardina.

La vergüenza de civilizaciones

Europa, que hasta ahora se había presentado como el liderazgo necesario en la lucha contra el cambio climático, ha permanecido callada y a la espera. Lo que ha quedado claro es el puesto que ocupa en el tablero mundial ahora para Obama, al dejarla excluida del acuerdo. Decisión que no ha pesado para Europa a la hora de apoyar su propuesta de forma entusiasta. No sin antes enseñar las vergüenzas de las decrépitas y viejas clases dominantes europeas.

Cuando la ira de los países en vías de desarrollo enfocó a Europa, ésta dio a conocer apresuradamente un proyecto de ayuda de 2.400 millones de euros en 3 años como “nueva energía” inyectada a la Cumbre. Dicho por Su Wei, el negociador chino, ese dinero, repartido por igual a todos los países en vías de desarrollo, “no es suficiente ni para comprar un ataúd”.

El acuerdo resultante de la Cumbre viene a decir, básicamente, “que cada uno diga lo que piensa hacer sin obligación ninguna y ya nos veremos las caras”. El resultado real: los países emergentes avanzan, cada vez más países y pueblos del mundo tienen ya voz propia.

Pablo Cotarelo. Ecologistas en Acción

Alejandro Gonzalez. Amigos de la Tierra

Jose Luis García Ortega. Greenpeace

Tras el encarcelamiento del Director Ejecutivo de Greenpeace España, Juntxo López de Uralde, rueda de prensa y concentración ante la embajada danesa, las cinco organizaciones, con sede en España, presentes en Copenhague – Greenpeace, Ecologistas en Acción, Amigos de la Tierra, WWF y SEO/Birdlife – ofrecen su punto de vista de una Cumbre que a algunos les gustaría calificar como “la que nunca existió”. Y no hablamos de las esperanzas puestas en acuerdos que restringieran las emisiones y aumentaran la inversión de los países desarrollados.

Éstas son algunas de las respuestas de tres de los representantes de estas organizaciones que llevaban más de una década esperando “una oportunidad histórica como ésta”.

Desde luego sería un error limitar las conclusiones de la Cumbre a la firma de acuerdos vinculantes, que hubiera sido, como dice Alejandro de Amigos de la Tierra, lo contrario a lo esperado. Pues tampoco puede entenderse esta Cumbre si no es desde la situación internacional y la agudización de las contradicciones entre EE.UU. y China, entre aquel y el resto del mundo. Como en una buena obra de teatro, la Cumbre ha permitido a cada uno desarrollar su papel más allá de lo esperado.

Tras el empantanamiento en Irak, el estallido de la crisis y, como resultado de lo anterior, la elección de Obama, el tiempo histórico no corre sino vuela. El choque de placas tectónicas se prevé, incluso aunque se presente desde la visita “pedigüeña” escenificada por Obama en China.

La tinta ha corrido pero no han firmado nada. Nada serio. Las espadas y las estrategias se han blandido, las chispas han saltado y la veintena de países nucleada en torno a EE.UU. se han encontrado con que el mundo ya no quiere ser mandado como antes. Además de los gigantes chino, indio y carioca, a EE.UU. le crecen los enanos por todas partes… verdes, claro… verde climático.

¿Cuál es vuestra valoración de la Cumbre?

PC. Un fracaso profundo y una gran decepción por las implicaciones futuras y los riesgos que supone para la población mundial

AG. El resultado es absolutamente vergonzoso. Los acuerdos son absolutamente insuficientes y no van a servir para nada.

JL. Sí, un fracaso.

Se ha manifestado en puro la naturaleza del “emperador Obama”; ni pacifista, ni ecologista…

PC. Ten en cuenta que EE.UU. llegaba con una propuesta muy concreta, con unas líneas rojas que no querían traspasar. Quisieron imponer un texto consensuado con una serie de países influyentes, saltándose la metodología y la forma de actuar de la Convención Marco de Naciones Unidas para el Cambio Climático en los últimos 15 años. Tanto en contenido como en formas el texto era inaceptable por la mayor parte de los países del mundo representados en el plenario, que ni si quiera tuvieron tiempo de estudiar.

En una hora se pedía al resto que aceptaran un texto que les iba a condicionar en las próximas décadas, sobretodo si tenemos en cuenta que son los países más vulnerables. Es una forma de actuar que corresponde más a grupos como el G-20 o el G-8, que ya hemos visto los resultados que tiene para la mayor parte de la población mundial.

AG. Bueno, ya conocíamos la postura de Obama respecto al cambio climático y venía con una propuesta verdaderamente vergonzosa. Teníamos la esperanza de que la Cumbre sirviera para algo , pero al final lo que nos temíamos que iba a pasar, ha pasado.

¿Cuál es vuestra posición ante el abandono de los países africanos y los del ALBA de la Cumbre?

PC. En realidad ahora nos estamos dando cuenta de que la Convención Marco de Naciones Unidas para el Cambio Climático era un escenario diferente a todos los que hemos visto en el pasado, porque todos los países tienen voz y se puede llevar una acción conjunta sin dejar de lado a los más vulnerables.

AG. Pues que han exigido lo que tienen derecho a exigir a los países ricos. No son culpables de lo que está pasando, que son las consecuencias de lo que otros han provocado. Ya vimos este movimiento con los países africanos en Barcelona y lo hemos visto también ahora.

JL. Realmente son los únicos que han hablado claro al abandonar la Cumbre

¿Y ante la oposición de China, India o Brasil a que se pongan trabas a su desarrollo?

PC. Es un tema muy debatido aunque no bien entendido por la opinión pública. La responsabilidad histórica de las emisiones de efecto invernadero que han provocado el cambio climático corresponde a un grupo de países entre los que no están ni China, ni India, ni Brasil. Y por otra parte hay que tener en cuenta que las emisiones por habitante de estos tres países son incomparables con las de los responsables históricos como son EE.UU., Canadá, Australia y la U.E.. La distancia entre China y EE.UU. contiene todavía un factor de 4. No se puede achacar la misma responsabilidad a un país con cuatro veces menos emisiones que EE.UU.. Que además es quien tiene la responsabilidad de la creación de un modelo de desarrollo basado en los combustibles fósiles que ha exportado a todo el mundo, por las buenas y por las malas en algunos casos. La población de China es 5 veces superior a la EEUU y tiene las mismas emisiones.

AG. Son países que con poblaciones muy importantes no tienen un nivel de emisiones como EE.UU. o Europa. Están en su derecho de reivindicar que no se comprometa su desarrollo, aunque deba ser sostenible. Son otros los que han impuesto que hay que desarrollarse a costa de quemar petróleo.

JL. Los países desarrollados deben asumir su responsabilidad, aunque eso no quita que los países emergentes deban buscar un acuerdo. Otra cosa es que no quieran asumir la responsabilidad que no es suya, porque además aceptarla les supone un condicionamiento a su desarrollo.

Y por lo que se refiere a Europa…

PC. Europa no ha conseguido enganchar a ningún actor importante. La U.E. ha mantenido una actitud inaceptable que se está intentando maquillar. Ha sido excluida y sin embargo ha aceptado las propuestas de EE.UU.. El liderazgo que han pretendido presentar no era tal. Estábamos en lo cierto cuando decíamos que en cuanto hubiera alguien que pusiera algún tipo de iniciativa iba a caer por su propio peso. Y se supone que era el actor con las posiciones más avanzadas en esta lucha. Ha quedado de segundón, aceptando este papel de una forma bastante humillante

JL. La actitud de Europa ha sido verdaderamente vergonzosa. A EE.UU. no le ha interesado contar con la U.E. y ésta sin embargo al final ha acudido a respaldarle.

AG. Europa ha estado a la espera de ver qué hacían el resto de países sin poner propuestas encima de la mesa. La propuesta que ha hecho a última hora es realmente vergonzosa, además de haberse plegado a EE.UU. que ni si quiera había contado con ella.

¿Qué acciones os planteáis ante el resultado de la Cumbre?

PC. La filosofía general es que esto debe ser una anécdota en el proceso que llevamos en los últimos quince años; algo absolutamente antidemocrático, tanto dentro como fuera de la Cumbre para las organizaciones, y debe quedar en una mera anécdota, no sea que se convierta en una deriva. Las próximas acciones serán presionar de nuevo para que se avance en posturas más ambiciosas y vinculantes, para que realmente se construya desde el principio y no se deje todo para el final teniendo las consecuencias que hemos visto. Sobretodo por las consecuencias y la cantidad de personas y pueblos que son afectados por el cambio climático.

———————–

Sin necesidad de entrar en el escándalo que inauguró la Cumbre poniendo al descubierto la falsificación de los datos sobre el calentamiento del planeta fruto de la acción del ser humano, basta con situar en su justo término las cifras para que queden retratados quiénes son los que deberían haber respondido en la Cumbre de Copenhague

Suele presentarse el ranking en términos absolutos, sin tener en cuenta la cantidad de habitantes de cada país. Así el rankin cambia notablemente. EE.UU. emite cinco veces más CO2 que China y consume 11 veces más petróleo:

 

Anuncios

Acerca de joanencunyat

Director de la revista cultural Foros21. Redactor Jefe de Cultura y Director de Comunicación en De Verdad Digital. Jefe de sección en la revista Chispas. Director del Comité de Relaciones de Unificación Comunista de España

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Enter your email address to follow this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a otros 2.448 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: