//
contenido
Movimientos Sociales

Gustavo Fajardo (AESCO): “Caza al inmigrante”

La llamada Directiva de la Vergüenza, diseñada para “deshacerse” por la vía rápida de la fuerza de trabajo “sobrante” una vez estalló la crisis, sirvió en España para endurecer la Ley de Extranjería. Los sindicatos policiales llegaron a denunciar órdenes de Interior para aumentar las detenciones de inmigrantes. Al mismo tiempo, la radicalización de movimientos xenófobos, como el que tuvo como centro de gravedad al alcalde de Vic, definieron, a principios del 2010, el intento de aislar a los trabajadores inmigrantes del resto de la ciudadanía.  Un proceso de expulsión y abaratamiento de las condiciones laborales, además de un despiste como el de “hemos vivido por encima de nuestras posibilidades”. Entonces el problema no era Bruselas, ni la banca, sino los trabajadores inmigrantes que “nos quitan el trabajo, la asistencia sanitaria y las plazas escolares”. Gustavo Fajardo, a quien entrevisté en octubre del 2009 y febrero del 2010, es abogado y asesor de AESCO (América-España Solidaridad y Cooperación). 

OLYMPUS DIGITAL CAMERAOctubre 2009

¿Cuál es el fondo de esta reforma?, porque las denuncias que se escuchan hablan de una extensión de la Directiva de la Vergüenza europea y un proceso de criminalización… pero ¿por qué? 

Esos argumentos que se plantean como críticos en realidad lo que hacen es legitimarla, e implica un desconocimiento de la normativa que rige las relaciones entre los Estados de la Unión Europea. Ese es el argumento de los que defienden con un engaño la necesidad de la Ley. El problema no está en los motivos sino en los argumentos y en su cientificidad.

Lo que se está planteando en este momento es una reforma de la ley que hay, y cuando uno visita la hemeroteca y ve hace 25 años las manifestaciones encabezadas por Cáritas y dos o tres ONGs que había, la pancarta decía “No a la Ley de Extranjería”. Porque cuando se dicta una ley para los extranjeros quiere decir que a partir de ese momento a esos seres no se les va a dar iguales derechos que al resto de ciudadanos.  Es como si ahora sacasen una ley para garantizar los derechos de los negros. ¡Echémonos a temblar!.

¿Y por qué la reforma? 

Porque lo dijo el Tribunal Constitucional. Los sectores que apoyan veladamente la reforma le echan la culpa a una ley, cuando dicen que es por culpa de la Directiva de la Vergüenza, que no es cierto que se esté aplicando.

El Tribunal Constitucional dijo que en España se viene aplicando una ley durante más de seis años que es contraria a los Derechos Humanos y a la Constitución, y eso es grave. El Tribunal dice que no se puede restringir el acceso de los seres humanos a la justicia gratuita, porque si hay personas que no tienen dinero para pagarse abogado y procurador entonces no son iguales ante la Ley, ni en la defensa de sus derechos. Esa es la ley del gobierno de Aznar pero que el PSOE ha venido aplicando con todo rigor.

¿Y es entonces cuando el Gobierno lanza la reforma?20080413000118

No. Cuando el Tribunal exige que se reforme es cuando las organizaciones entramos. Y desde AESCO presentamos un proyecto de ley reparando los apartados podridos y perversos a tenor de la decisión del Tribunal Constitucional. El Gobierno y la oposición aprovechan esto, pero no para arreglarlo sino para decir que “si antes metíamos a un sin papeles cuarenta días en la cárcel ahora lo vamos a meter sesenta”. Pero no hay ningún estudio que demuestre que se han impedido expulsiones porque se hayan agotado los cuarenta días. Según los propios estudios del Ministerio del Interior las personas a las que no se les puede expulsar son a las que no se les puede identificar, y no son más del 2%.

Y en cuanto a los centros, a los que les han puesto un nombre vistoso “Centros de Internamiento de Extranjeros” y seguramente le agregaran “y de protección de su derecho a vivir dignamente”, son cárceles, centros penitenciarios. Pero esa gente está presa en peores condiciones que los delincuentes, que por lo menos están bajo la tutela del juez de vigilancia penitenciaria, al que se puede recurrir para obtener protección automática, y porque en estos Centros de Internamiento se hacinan de a diez por celda sin poder salir más que de cuatro a siete de la tarde.

¿Hablamos entonces de un engaño? 

Sí, porque no hay ningún motivo legal. Los que van hablando de que el Gobierno está aplicando la Directiva de la Vergüenza se lo están poniendo en bandeja de plata, porque “no van a saltarse la normativa europea”, claro. Lo que hay que decirles es que están engañando a la gente.

Pero una de las principales denuncias ha sido la de considerar un delito el sostén económico de un extranjero sin papeles, ¿es realmente un problema?, ¿por qué se le ha dado tanto protagonismo especialmente a esto?

Porque es parte de la técnica del poder. Cuando se quiere meter una política determinada se ponen “garfios” para enganchar la discusión en algo que no es necesario. Algo que es muy visible y que permite engarzar la discusión. La jugada ha sido magistral. Han intentado reproducir algo que intentó hacer la derecha francesa hace ocho años dictando una norma criminalizando a quien acogiese a un inmigrante. Pero salieron 50.000 intelectuales firmando cartas en las que afirmaban que ellos tenían en su casa a un inmigrante acogido.

Pero bueno, también es un poco hipócrita no preocuparse de que persigan a los sin papeles y saltar porque te van a poner una multa por 1279656771967inmigrantesdetallednacogerlos. Si endurecen la ley saquemos a miles de demócratas a la calle y que este Gobierno sea capaz de multar o de meternos en la cárcel. A parte de que aquí los inmigrantes vienen a trabajar.

 

Febrero 2010

¿Cuál es su valoración ante el incremento de detenciones de inmigrantes y la circular policial filtrada en la que se incita a ello?

Cuando un Estado se lanza a la calle con las fuerzas de seguridad a identificar extranjeros se están vulnerando los derechos humanos. Estamos ante situaciones xenófobas y racistas. Cuando el Estado cumple su papel de vigilancia no puede ejercer su acción selectivamente contra personas de rostro o acento diferente. Lo que denota es un ejercicio ilegal del derecho de control y seguridad del Estado.

Pero es demasiado sospechoso que en sus 29 folios no se haga ni una sola referencia a la sanción económica y únicamente se hable de expulsiones…

Los mandos policiales a veces se quejan de que detienen a gente que sale por la otra puerta, pero salen porque tienen que salir. Es ilegal que en España se interne a una persona que no ha cometido ningún delito o falta, por el mero hecho de no tener papeles. Los centros de internamiento son cárceles en las que ahora se retiene a la gente por un período relativamente amplio.

Hay una persecución selectiva del Estado a unas personas por su condición de extranjeros. En las circulares no se menciona a las personas que sencillamente al ser identificadas no tienen residencia y se les lleva a comisaría… Ningún juez está ordenando el internamiento de personas sin antecedentes penales o que no tenga un juicio pendiente. El internamiento tiene que ser autorizado por un juez. Y otra cosa es que hayan jueces que ejerzan la justicia con rasgos xenófobos. SENEGAL RETURNING MIGRANTS

No puede haber un comisario que a sabiendas que esa persona no ha cometido ningún delito la retenga, porque estará vulnerando sus derechos fundamentales. Tenemos más de 400 sentencias que establecen que el internamiento procede cuando la conducta por la cual se detiene a esa persona es grave.

¿A que se debe está política de persecución contra los trabajadores inmigrantes?

Con la crisis económica, los partidos han convertido al inmigrante en un elemento culpable de la crisis. Los inmigrantes son carne de cañón, como para mostrar que hay dureza con ellos. Cuando hay crisis se le echa la culpa a alguien. Incluso con la Ley de Extranjería que se aprobó, ha salido el PP a oponerse a que se mantenga “el arraigo” como si hubiera que hacer expulsiones masivas. Ante la proximidad de procesos electorales y el desempleo “habrá que aplicar una política radical contra los inmigrantes”. Unos plantean que hay que expulsarlos y otros, para justificar que sí los están persiguiendo, lanzan operaciones policiales.

Esto tiene un efecto psicológico, porque cuando uno pasa por el metro y ve que la policía tiene arrinconados a diez o quince inmigrantes lo primero que uno piensa es que son delincuentes, porque ¿a quién detiene y pone contra la pared la policía?, pues a los delincuentes. Cuando un ciudadano ve que un policía está identificando a un inmigrante, piensa que es sospechoso de un delito.

Esta circular responde a una concesión del Gobierno a los sectores de ultraderecha que están reclamando expulsiones masivas. Hemos oído del Fiscal Jefe de Madrid que la criminalidad es culpa de los inmigrantes, lo que es absolutamente falso. Confunden a la gente utilizando al débil, al inmigrante.

Cuando ocurrió lo del ayuntamiento de Vic, proponiendo denunciar a los inmigrantes sin papeles que fueran a empadronarse, el Gobierno salió a decir que eso no se podía hacer. Pero ahora el Gobierno hace lo mismo de manera encubierta. 

El Ministerio del Interior trata de consolar a los que piden mano dura, y que se saque a miles de personas del país en avión. Es como cuando la policía hace campañas para que el ciudadano se sienta más seguro. Es una forma de compensar las críticas que le vienen por otro lado.

Pero hay una realidad material contundente. Los inmigrantes han supuesto un 30% del PIB y los empresarios demandando más fuerza de trabajo extranjera. Y ahora que viene la crisis sobran porque son mercancía “sobrante”…

Sí. Pero nadie puede justificar desde ningún punto de vista la expulsión, porque incluso en un evento en el que estuve con expertos en economía aplicada de la Universidad Autónoma y de la Universidad de Salamanca decían que es un error que el Estado se deshaga de centenares de miles de personas que están en edad productiva y que se han hecho a unas técnicas de trabajo, cuando 756149_n_vir1España en cinco o seis años, o Europa, va a necesitar 10 millones de trabajadores.

Esos trabajadores se han integrado, han aprendido el idioma y las técnicas, y eso es un capital humano asombroso. Son trabajadores cualificados que a España no le han costado ni un céntimo formarlos, ni enseñarles a leer y escribir. España ha obtenido trabajadores cualificados sin haberse gastado una hora de clase de Primaria, Secundaria, Bachillerato… que además significa un saqueo de la riqueza de los países de origen. España obtiene un doble beneficio: una fuerza tenaz deseosa de trabajar y que no le cuesta ni un céntimo. Desde el punto de vista económico es un error.

Es una campaña en la que se dice que como viene la crisis “estos que se vayan”. Y la gente no se va porque está integrada o tiene un trabajo a tiempo parcial, y porque los que están cobrando el paro no están cobrando una ayuda social, sino un seguro que han pagado durante toda su vida laboral.

Pero, ¿no es un mismo problema que nos afecta a todos?. Porque primero fue lo de Vic y las campañas de detención, y ahora han llegado las medidas del Gobierno que empiezan por recortar las pensiones… 

Todas la crisis las han pagado los pobres. Hemos visto como a la banca se le entregan centenares de miles de millones de euros por parte de todos los Gobiernos, el Banco Central Europeo les hace descuentos permanentes, se les inyecta dinero… magnanimidad con los que han generado la crisis y ganaron dinero como nunca en la vida. Cuando llega la crisis un margen de ganancia del 15% no sirve, cuando se ha tenido del 90%, entonces se despiden trabajadores y se reclama que no se les de paro, ni prestaciones sociales… en Europa se está exigiendo un control del gasto de los Estados para impedir y recortar las ayudas sociales a las familias. Pero por otro lado claman la reducción de impuestos de las empresas. No nos llamemos al engaño, estos gobiernos representan los intereses de las grandes empresas y de las multinacionales. Los Gobiernos no son inocentes.

Anuncios

Acerca de joanencunyat

Director de la revista cultural Foros21. Redactor Jefe de Cultura y Director de Comunicación en De Verdad Digital. Jefe de sección en la revista Chispas. Director del Comité de Relaciones de Unificación Comunista de España

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Enter your email address to follow this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a otros 2.446 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: